angela-lax-pose

Me llamo Angela Jiménez Lax y soy Wellness Coach.

Entiendo la salud de un modo integral: somos un todo y tenemos que cuidar cada una de las partes desde una perspectiva holística. Partiendo de esta idea surgió Simple-mente-sé. Y es que en la sociedad actual en la que todo va tan deprisa y la exigencia social es tan elevada, acabamos haciéndonos escudos y caretas que nos van alejando de la esencia de lo que somos, creándonos conflictos internos que al final derivan en estrés, depresión, diferentes dolencias físicas, trastornos alimenticios y mala gestión emocional. Todo esto acaba repercutiendo en una vida más insana, menos feliz y falta de energía con la que vivir cada día. Simple mente sé aboga por una forma de vida en la que simplemente seamos humanos, algo a priori sencillo y natural pero que resulta costoso y en ocasiones casi imposible. Sin embargo, sí se puede conseguir este equilibrio, con tan sólo ponerle consciencia a cada cosa que hagamos, la vida puede cambiar totalmente.

Mi camino como Coach es prácticamente vocacional. Desde siempre me ha gustado empatizar con las personas y ayudarlas a sentirse mejor. Por ello decidí formarme en el campo del coaching, para obtener las herramientas necesarias y adecuadas y ayudar a la gente a ser más felices y con ello hacer más felices a las personas de su entorno.

Un día casi por casualidad entré a una clase de yoga y en ese momento empecé a sentir que eso no era un tiempo que iba a invertir simplemente en estirarme, sino que había mucho más camino por recorrer; me di cuenta de que, de forma casi inconsciente estaba conectando con algo más profundo que había dentro de mí y eso me hacía sentir plena, me hacía sentir viva, me hacía sentir bien.

Así empecé la práctica de yoga hace ya unos cinco años y con ella mis ganas de conocerme más, de comprender mejor mi cuerpo y de investigar de qué estamos hechos y en qué puedo ayudar yo a que nuestra maquinaría funcione. Comencé entonces a estudiar Nutrición y Coaching Nutricional para conocer más sobre la materia y así poco a poco fui aprendiendo la importancia de la alimentación y la necesidad de implantar un estilo de vida saludable en nuestro día a día, poniendo conciencia en cada cosa que hacemos. Inevitablemente la conciencia y conocimientos sobre la alimentación me llevaron al terreno de la meditación, la respiración consciente y la práctica diaria de Mindfulness.

Al final todo se resume al siguiente principio: realizar nuestro día a día con plena Consciencia.

Mindful Eating, Mindful Walking, Mindful Breathing, y Mindful Beauty.

Cuando practicamos esta “consciencia” en cada una de las partes, nos encontramos bien y nos damos cuenta de que las dietas no sirven para nada; que es mejor seguir unos hábitos alimenticios en los que conozcamos qué es lo que comemos y cómo nos sienta cada alimento y unos hábitos en los que el ejercicio físico sea parte de nuestra vida. Esto nos hará sentir mejor y con ello nuestra mente estará fuerte para gestionar nuestras emociones. Determinadas enfermedades desaparecerán ya que tienen un gran componente tensional, la conexión entre nuestro cuerpo y nuestras emociones estará equilibrada, te sentirás mejor, más enérgico, tu piel estará más limpia y las emociones negativas se irán, reencontrándote contigo mismo y redescubriendo el sentido de la vida. Dormir bien, comer alimentos naturales y orgánicos, aprender a cocinar platos nuevos, consumir zumos y smoothies a diario y hacer ejercicio físico hará que tus granos desaparezcan, tus dolores de espalda y cuello no vuelvan, tu pelo esté fuerte y brillante, tus uñas no se rompan con facilidad y en definitiva, hará que disfrutes mucho más de la vida y seas más feliz.

Para vernos bien por fuera necesitamos estar bien por dentro, por eso de poco vale si nos hinchamos a hamburguesas de famosas cadenas de restaurantes y luego usamos cremas carísimas a diario. Es mejor tener un equilibrio y aunque podemos comer de todo, mejor tomar la opción más sana, aunque en ocasiones si podamos permitirnos algunos caprichos.

Mis alimentos preferidos de belleza para cuidarme desde dentro son:

Cereales integrales: La avena y la quinoa son mis preferidos, por su sabor dulce que tu estómago agradece, y tu cuerpo también ya que este se sacia de dulce y no te pide más. Además si retienes líquidos, como es mi caso, te vendrán genial los cereales integrales porque ayudan con el calor generado por la energía que producen a eliminar estas retenciones.

 

Las Grasas buenas: destaco las que incluyen los siguientes alimentos:

El aguacate, la fruta más nutritiva del mundo, llena de aceites saludables.

El coco, que es un buen refuerzo para frenar el estrés oxidativo y además es genial para hidratar el pelo y la piel. Personalmente lo uso para desmaquillarme ¡incluso los ojos! Deja la piel súper hidratada, además de que al tener propiedades antibacterianas ayuda a combatir los granitos. Cuando tengo tiempo también lo pongo en el pelo mientras hago cosas por casa y aporta un plus de hidratación increíble.

Las olivas, que han tenido siempre mala fama, en cambio para mí son el secreto de la eterna juventud, ¡es que me encantan! En mi boda puse un stand con distintas variedades y encantaron a los invitados, ¡imaginaos lo que me gustan! Éstas aportan una gran cantidad de Vitamina E, vitamina que ayuda a reducir las líneas de expresión, a mejorar el sistema circulatorio y ayudan también al sistema digestivo. Son altas en polifenoles, antioxidantes súper potente que combate los radicales libres y que están incluidos en las bebidas de belleza Beauty & Go.

Beauty & Go, por ser una bebida súper antioxidante, que incluye además bioactivos e ingredientes de belleza (colágeno y ácido hialurónico), son el complemento perfecto para incluir en la lista de alimentos que recomiendo para cuidarse desde el interior. La belleza es sinónimo de salud, y sólo Beauty & Go incluyen una patente como los Macro-antioxidantes, que están 3 veces por encima de la capacidad antioxidante de cualquier otra bebida. ¡Qué más podemos pedir! Son un básico para mí.

Los frutos secos y semillas: los pistachos tostados (riquísimos en potasio y magnesio genial para los deportistas); las nueces (fuente de omega 3 y antioxidantes), y las semillas de calabaza y girasol (con alto contenido en Zinc, uno de los minerales de la belleza).

Los minerales son esenciales en una dieta saludable y concretamente para estar más guapa. Un ejemplo es el silicio, que podemos encontrarlo en el mijo o los vegetales verdes. Pss! nuestras uñas son muy chivatas de cómo vamos de ellos, haz caso a las señales 😉

Otro tip importante a tener en cuenta es la cocción del alimento, ya que las enzimas de éste construyen el colágeno y se destruyen irremediablemente con el calor. Lo mejor es cocinar al vapor o consumir alimentos crudos a través de ensaladas. Los zumos y smoothies son también una opción fantástica, por ejemplo, las mencionadas bebidas de belleza Beauty & Go.

Un batido que a mi me gusta mucho es:

  • 2 kiwis
  • 1 zumo de naranja exprimida
  • 1 puñado de fresas
  • Semillas de Chía
  • Agua mineral

Rico, fácil y perfecto para restaurar el colágeno de la piel prevenir el envejecimiento prematuro, hidratar y mantener la flexibilidad de la piel.


fruit-smoothie

Con todos estos ricos alimentos nutrimos de belleza desde el interior, lo que al final se refleja fuera ¡Mi piel está mejor ahora que a los 25!, aunque también es importante seguir unas rutinas de belleza. Por ejemplo, a la hora de desmaquillarme uso aceite de coco o un agua mineral, particularmente la de la marca Vichy me gusta; también me parece que depura muchísimo la piel el Jabón de carbón de Natura Siberica. Después incluy en mi ritual un tónico que me encanta, Cucumber Herbal Toner de Kiehl’s, y a continuación el sérum de Kiehl’s Midnight Recovery, que me reconforta y me sienta genial: lo aplico dando un ligero masaje circular, despacio y con mimo para ser consciente de como la piel se llena de vida. En ocasiones, y si el tiempo me lo permite, incluyo una mascarilla fresca como Brazened Honey de Lush, que me encanta para nutrir en profundidad.

Al despertar limpio la cara con C+C Vitamin Splash de Natura Bissé, ¡El olor a naranja es delicioso! Después me gusta la sensación del sérum de Kiehl’s Daily Reviving Concentrate para hacer frente a los radicales libres y la crema de color de Kiehl’s con factor protección 50, porque del sol también debemos protegernos todo el año.

Con una buena alimentación aportando cariño y mimo a tu piel, un poco de ejercicio físico, respirando de manera consciente y llenando tu mente de pensamientos positivos no necesitas nada más para comerte el mundo. ¿Te animas?

Bienvenido a Simple mente sé.

yoga-pose-sea
Sigue a Angela en Instagram @anandalax

1 comentario
  1. Eloisa
    Eloisa Dice:

    Gran articulo sois geniales los de Beauty & Go, viajo mucho por temas de negocio a Miami….y me encontrado por casualidad esta web ya que buscaba algo para mejorar mi vida diaria…
    Tener por seguro que empezare a comprar vuestra bebida
    Gran articulo!!!!

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *